Las normas y las pequeñas empresas

¿Cómo pueden ayudar las normas a las pequeñas empresas?

Si usted es una pequeña empresa, ya sabe que tiene que trabajar más duro para demostrar quién es usted contra grandes organizaciones. Aquí es donde entran nuestras normas. Ya sea que quiera supervisar o mejorar la calidad del producto, reforzar la seguridad de su sistema de TI, implementar un sistema de gestión de quejas, investigar a empleados potenciales o dar a los clientes una mayor tranquilidad, el uso de las normas le puede ayudar.

Implementar normas inspira confianza en su organización y lo distingue de la competencia. Y lo más importante para , puede reducir los costos, impulsar la productividad y mejorar las utilidades.

También puede ayudarle a conservar la clientela y abrir puertas a nuevos mercados. De hecho, algunos contratos y cadenas de suministros solamente están abiertos a organizaciones que cumplen con las normas. Esto es por lo que adoptar las normas BSI puede ser un gran paso que le permita competir con organizaciones más grandes.

Las normas pueden:

  • Ayudarle a asignar recursos de manera más eficiente.
  • Hacer que su producto se comercialice más rápidamente.
  • Reducir los riesgos de fallas de TI.
  • Ayudarle a competir eficientemente contra organizaciones más grandes.